Fascismo

América del Sur: Autonomía del proletariado contra la disyuntiva tramposa democracia o dictadura

¿Con Bolsonaro vuelve la dictadura militar? ¿El proletariado debería elegir el "mal menor" de la democracia frente al "mal mayor" de los gorilas militones? En este artículo apoyado en recordar la historia de los años 60-70 reivindicamos la AUTONOMIA POLITICA DEL PROLETARIADO frente a las disyuntivas tramposas de las fuerzas capitalistas 

Ante las próximas elecciones en Israel, una perspectiva de clase

Oriente Medio ha sido terreno de confrontación imperialista desde hace un siglo. La barbarie y la brutalidad de la guerra imperialista ha llevado a una militarización extrema de la vida social en los países de esa región del mundo. Siria, Egipto, Arabia Saudi, Irán y, sobre todo, Israel, son sociedades brutalmente militarizadas con un régimen de economía de guerra que despliega políticas de explotación inmisericorde de los proletarios de la zona y que vuelca permanentemente sobre ellos el veneno del nacionalismo y las divisiones religiosas. Por ello, nos sentimos postivamente esperanzados por la aparición de una voz internacionalista en Israel que denuncia a todos los bandos en conflicto, el nacionalismo de unos y otros, abogando por la unidad de los obreros árabes e israelíes y por construir un partido de clase proletario.

Contra el capitalismo de cualquier color, el frentismo y el interclasismo

Publicamos a continuación un texto que han elaborado los compañeros de TIA (Trabajadores Indignados y Autoorganizados[1]) como aportación a una reunión organizada por grupos anarquistas en Alicante sobre el tema del peligro fascista[2].

El texto de los compañeros defiende una postura muy clara expresada de forma muy convincente. Nos sentimos reflejados en el documento y lo apoyamos calurosamente. Eso no quita para que veamos necesario precisar algunos pasajes no tanto como expresión de un desacuerdo radical sino por el contrario desde el objetivo de desarrollar un debate que nos permita avanzar en la clarificación.

Campañas sobre el negacionismo: la corresponsabilidad de los Aliados y de los nazis en el holocausto

La campaña ideológica actual que intenta asimilar las posiciones políticas de la izquierda comunista frente a la IIª Guerra Mundial con el llamado negacionismo (que es la negación de la exterminación de los judíos por los nazis), tiene dos objetivos. El primero es manchar y desprestigiar ante la clase obrera, a la única corriente política, la izquierda comunista, que se negó a ceder a la unión sagrada ante la IIª Guerra Mundial.

Islamismo y fascismo

En los Comentarios de nuestra Web, un lector nos plantea la siguiente consulta:


¿Creeis que el término de "islamo-fascismo" es técnicamente correcto desde el punto de analisis "marxista"? Me podríais aportar una argumentación.


Saludos internacionalistas.

Crimen fascista en Madrid: la alternativa no es fascismo-antifascismo sino barbarie capitalista o revolución proletaria

El domingo 11 de noviembre en un vagón del metro en Madrid un individuo perteneciente a bandas neonazis asesinó a Carlos, un joven de 16 años, e hirió a otro. El crimen se cometió en el marco de una convocatoria de un oscuro grupúsculo fascista –Democracia Nacional- a la que respondió una manifestación antifascista de unos 200 jóvenes.

¿Gobiernos de derecha fascistas?: La burguesía agita este espantajo para intoxicar la conciencia de clase de los trabajadores

¿El gobierno de Calderón es fascista?, ¿el triunfo de la derecha ha vuelto más represivo al Estado? ¿el fraude electoral ha debilitado a la izquierda y ha desatado los peores demonios del fascismo?

La lucha de clases contra la guerra imperialista - Las luchas obreras en Italia 1943

La lucha de clases contra la guerra imperialista

Las luchas obreras en Italia 1943

En la historia del movimiento obrero y en la lucha de clases, la guerra imperialista siempre ha sido una cuestión fundamental. No es por casualidad. En la guerra se concentra toda la barbarie de esta sociedad. Y con la decadencia histórica del capitalismo, la guerra es la demostración de la incapacidad del sistema de ofrecer a la humanidad la menor posibilidad de desarrollo, llegando incluso a poner en peligro su supervivencia misma. Al ser una expresión de lo más patente de la barbarie que puede llegar a engendrar el sistema capitalista, la guerra también es un factor poderoso en la toma de conciencia y la movilización de la clase obrera. De esto hemos tenido durante este siglo manifestaciones de primera importancia con las dos guerras mundiales. La respuesta del proletariado a la Primera Guerra mundial es bastante conocida. Lo son mucho menos, en cambio, las expresiones de la lucha de clases que también hubo durante la Segunda Guerra mundial, especialmente en Italia. Cuando de ellas hablan los historiadores y otros propagandistas lo hacen para intentar demostrar que las huelgas de 1943 en Italia habrían sido los inicios de la resistencia «antifascista». Este año de 1993, en el 50 aniversario de esos acontecimientos, los sindicatos italianos no han perdido la ocasión, en medio de sus celebraciones nacionalistas y patrioteras,  de sacar de nuevo a relucir esa mentira. Escribimos este artículo para rechazar esas mentiras y reafirmar la capacidad de la clase para responder a la guerra imperialista en su propio terreno.

Las conmemoraciones de 1944 (II) - 50 años de mentiras imperialistas

En la primera parte de este artículo poníamos de relieve la ignominia de las conmemoraciones del desembarco de 1944, el cual no representó, ni mucho menos, la más mínima liberación «social» para el proletariado, sino que supuso, en el último año de guerra, una espantosa sangría y miseria y terror durante los años de reconstrucción. Todos los adversarios capitalistas fueron los responsables de una guerra que terminó con un nuevo reparto del mundo entre las grandes potencias.

Campañas contra el "negacionismo" - El antifascismo justifica la barbarie

Entre las armas que despliega la burguesía actualmente contra el desarrollo de los combates y de la conciencia de la clase obrera, la burguesía de algunos países, especialmente en Francia, está usando el tema del «negacionismo». Se llama «negacionismo» a las «teorías» de una serie de ensayistas que ponen en cuestión la existencia de las cámaras de gas en los campos de concentración nazis. Volveremos sobre este tema más en detalle en nuestro próximo número de la Revista internacional.

Páginas

Suscribirse a Fascismo