Ecuador: Los anhelos del proletariado no caben en la revolución ciudadana

Versión para impresiónEnviar por email

 

La "revolución ciudadana" no se trata de ninguna revolución, se trata de una propuesta de un pequeño sector de la sociedad, académicos, izquierdosos pequeños burgueses que esgrimen las mismas reglas del sistema capitalista, con el absurdo de querer atenuar la crisis de éste sistema, se echa mano de las tesis decadentes del CAPITALISMO DE ESTADO, de esa manera se intenta que la burguesía no sufra las consecuencias de sus propia crisis, es decir, es la población ecuatoriana, especialmente trabajadores y trabajadoras que viene sufriendo todos los días los ataques del señor Correa, que tras esa sonrisa y ese discurso pedante contra sus compadres de clase, dice que es un gobierno para todos.    

 

En lo que sí tiene razón el señor gobierno, es que todos, especialmente el proletariado, viene pagando la crisis de la burguesía no solo nacional, sino internacional:

 

1)     Las condiciones de los trabajadores  cada vez son precarias: contratos a corto plazo, contratos por servicios profesionales para los titulados, de esta manera no existe estabilidad laboral, ni tampoco el trabajador tiene derecho a los beneficios de ley, es una manera de beneficiarse cínicamente tanto el empresario privado, como el estado, haciendo rotar la fuerza laboral. Este tipo de inseguridad no se trata en los medios de comunicación, ni se lo considera peligroso, inestabilidad angustiante para todos los trabajadores por no contar con trabajo "seguro", el desempleo cunde por doquier. Esta zozobra se traslada a todo el campo social, la crisis del sistema capitalista afecta a las familias de todos los trabajadores.

2)     La precariedad de los trabajadores también se expresa, con unos salarios denominados cínicamente de la "dignidad" de 250 dólares al mes, la canasta familiar para cuatro personas, está considerada, según el INEC, en más de 600 dólares. El desempleo es, según, el propio estado del 6%, y del 46 % el subempleo, es decir, desempleados convertidos en vendedores de cualquier cosa. Entonces, el desempleo en el Ecuador es del 52% objetivamente hablando, es una cantidad de fuerza laboral impresionante, y el gobierno dice que no pasa nada. 

3)     Acceder a un puesto de trabajo, tanto para profesionales titulados, bachilleres, etc. Resulta imposible. La crisis del sistema capitalista mundial, se expresa en el Ecuador con altos índices de de desempleo, para ello, el gobierno habla de la "Efectividad" de la cualificación de la mano de obra. Entonces, para lograr un puesto de trabajo en el Estado, en una ONG, o en el sector privado, se debe tener títulos sobre títulos. La mayor cantidad de profesionales salen de las universidades públicas, y son hijos de proletarios, por su condición económica no están a la altura de pagar miles de dólares que cuestan las maestrías pos-universitarias, por lo que las preferencia se reduce a profesionales que salen de las universidades privadas. De esa manera se justifica el desempleo diciendo que los trabajadores no están lo suficientemente capacitados.  

4)      La burocracia del capitalismo de Estado, viene siendo reemplazada por profesionales "expertos" de las universidades de mayor "prestigio", centros académicos que solo acceden los afortunados de la pequeña y grande burguesía, estos caballeros de la noche a la mañana se han vuelto "revolucionarios", son, junto al señor Correa, los organizadores del estado autoritario y represivo, contra toda la sociedad, medios de comunicación, trabajadores, incluso sectores de su propia clase les dan como bombo en fiesta. Es un permanente amedrentamiento a la población como forma de anticiparse a las posibles revueltas sociales, la crisis capitalista es mundial, ya han aparecido luchas masivas en Grecia, Irlanda, África del norte, Egipto, extendiéndose últimamente a España, Inglaterra. Tomando en cuenta que en España hay miles y miles de proletarios ecuatorianos residiendo.  

5)     El presupuesto nacional, se supone que es el dinero que se usa para pagar a maestros, médicos, mantenimiento de establecimientos educativos, vías de comunicación, etc. Sin embargo, los mejor pagados, luego del 30 de septiembre, son los aparatos represivos, es decir, el ejército y la policía, es claro a simple vista, la burguesía a través del presidente Correa, está precautelando su propiedad privada y el poder del estado. Saben bien que la crisis mundial afectará la economía local y con ello es probable el aparecimiento de las luchas masivas.

6)     Los ingresos del petróleo vienen siendo utilizados para sostener una economía exclusivamente privada que está en crisis, no para el presupuesto del estado, por esa razón el permanente ataque a la población con impuestos de toda clase para tapar el hueco fiscal. A eso se debe añadir los elevados costos, supuestamente diferenciados, cosa que no es verdad, de los servicios de luz, agua, teléfonos, etc.

7)     Otro aspecto que se debe destacar de la "revolución ciudadana" es la inflación, otro ataque más para el proletariado. Cuando el señor correa se hizo de la presidencia, un litro de leche costaba entre 40 y 45 centavos de dólar, ahora cuesta ese mismo litro de leche, entre 75 y 80 centavos de dólar; una libra de arroz, entre 20 y 25 centavos de dólar, ahora, 45 y 50 centavos de dólar; el azúcar de 25 a 50 centavos; la carne, el aceite, los arriendos, etc. Todo se ha incrementado. El gobierno ha sido muy hábil en el manejo de los combustibles, y con ello los pasajes; es decir, no ha echado mano porque conoce los efectos inmediatos que tendría en la población. Sin embargo, los efectos de la crisis del capitalismo es inevitable.  

 

Hermanos proletarios, la revolución ciudadana viene siendo un permanente ataque a nuestra clase, nuestra situación se pone cada vez más angustiante. Si no somos nosotros mismos, nadie resolverá nuestras necesidades. A diferencia de otras épocas, los trabajadores del mundo están sufriendo los mismos ataques que venimos padeciendo, he ahí como van despertando miles y miles de personas en el Norte de África, Egipto, Grecia, Irlanda, Gran Bretaña, España, Estados Unidos. Nuestra clase sufre día tras día los ataque brutales de la burguesía.

 

En España, las movilizaciones masivas, han expresado un claro repudio a la democracia, al parlamentarismo, y todas las instituciones del estado que ya no sirven para resolver los problemas de la humanidad. Frente a esto, la gente común y corriente, trabajadores,  se vieron en la necesidad de discutir armando asambleas abiertas al debate, si bien, es una experiencia muy pequeña, sin resultados claros, sin embargo, es la única vía que tiene el proletariado para volver a encontrarse. Para el proletariado mundial las asambleas abiertas, pueden ser un mecanismo legítimo para volver a encontrarse y ver que por ellos pasa el destino de toda la humanidad.

 

Viva el proletariado Internacional

Nuestra única bandera es la unidad de nuestra clase

Nuestro único porvenir la destrucción del capitalismo

Nuestro futuro, el comunismo.

 

Núcleo de Discusión Internacionalista (Ecuador)

Contactos: [email protected]

 

Agosto del 2011.