El llamado socialismo del siglo XXI es una expresión política, ideológica del capitalismo en descomposición.

Versión para impresiónEnviar por email

El capitalismo para poder respirar se ha valido de estrategias a corto, mediano y a largo plazo a través de la historia para prolongar su agonía y así tratar de mantener a la clase obrera sumida en la más completa impotencia en el lodazal de las diferentes formas ideológicas de dominación. El comunismo ya no asusta al proletariado a nivel mundial pero sí, y, con razón, a la burguesía mundial ya que esta avizora un despertar de la conciencia del proletariado que ya se plantea un cuestionamiento del sistema capitalista. Así evidencian los ejemplos recientes en Francia en 2005 y 2006 y más recientemente en el 2010 en Francia y Grecia.

El capitalismo se vale de estrategias diferentes en diferentes partes del mundo con objetivos muy obvios de dominación, es por eso que el socialismo del siglo XXI representa una forma más de pretender engañar a las masas en su instintivo y progresivo avance de su conciencia proletaria.

Este tipo de socialismo del siglo XXI liderado por Chávez, aprobado por Castro ,y sus discípulos Daniel Ortega, Correa de Ecuador, Evo Morales de Bolivia, el destituido Zelaya de Honduras, y otros que coquetean con ese raro socialismo, como son Mauricio Fúnez de el Salvador Lula de Brasil, Kirchner de Argentina, y Bachelet de Chile, responden más bien a la política de los diferentes bloques del ajedrez político interimperialista mundial. Conforman una mezcla rara de socialismo en donde se fusionan e interactúan en total armonía las ideas de "Cristo Socialista", de "marxismo-leninismo", de "bolivarismo", de "trotskismo" del "guevarismo" etc. Ideologías que en realidad son absolutamente incompatibles con el Marxismo. Con ese "nisayo" "machigue" pretenden ideológicamente engañar y tratar de conciliar intereses de la burguesía con los del proletariado.

La dialéctica materialista es totalmente incompatible con las formas metafísicas de pensar. Ese socialismo romántico pretende vender la idea de que primero hay que apoyar a todos los sectores democráticos, progresistas y patrióticos de la burguesía gobiernos y sindicatos todos con un solo objetivo por el progreso ininterrumpido del desarrollo de la nación en vía pacífica al socialismo. Pero hay sectores que se oponen porque creen tener una mejor forma de como explotar y oprimir a las masas y dan golpes de estado como el caso del que se hizo contra Zelaya, intentos de golpes de estado a Chávez y mas reciente a Correa de Ecuador (si es que realmente sucedió), pues la burguesía ha tenido siempre una variedad de opciones para "resolver" sus contradicciones dentro del marco de la dinámica interimperialista mundial.

Por ejemplo el intento de golpe de estado a Correa responde más que todo a la forma de cómo darle mejor respuesta a las contradicciones interburguesas, para inclinar la balanza política económica y militar hacia uno u otro bloque imperialista.

Los partidarios del socialismo del siglo 21, son tan capitalistas como sus opositores, lo que los diferencia nada más es la forma como se debe profundizar más la explotación de la clase obrera y la forma más refinada del engaño ideológico para garantizar la perpetuidad del sistema llámense liberales, conservadores, socialdemócratas, o socialistas del siglo 21, foro social mundial, sindicalismo castrismo etc. los que son en realidad es verdaderos verdugos de la clase obrera.

Cuando se dan cuenta que el proletariado no se traga ese cuento por mucho tiempo y se agudizan las inevitables contradicciones entre las fuerzas fundamentales y opuestas del capitalismo, estos "socialistas" como por ejemplo Ortega en Nicaragua, venden la idea de que hay un capitalismo bueno y otro malo. (A Ortega le gusta hablar de "cristianismo socialista y solidario", usa frases religiosas como "queridos hermanos" o "con la ayuda de Dios saldremos adelante" "pueblo presidente "; en muchas partes del país hay rótulos con su foto y la leyenda "arriba los pobres del mundo" )

Ortega habla del "santo padre" y del "capitalismo Salvaje" etc. Con la ayuda de Chávez distribuye juguetes y comida a los sectores que sufren una espantosa miseria, para capitalizar simpatías y poder maniobrar con mayor ventaja hacia las otras fracciones de la burguesía.

Estos "socialistas" como Chávez, Castro y Ortega son agentes contrarrevolucionarios al servicio del capital y son los que se encargan de desviar, frenar y aniquilar cualquier intento del proletariado de ascender hacia posiciones verdaderamente revolucionarias, a posiciones de lucha que conduzcan a la clase obrera por el camino de su emancipación.

El edificio del capitalismo ha llegado a tal punto de deterioro sus bases y su estructura está corroída por el herrumbre y el hongo que ya no admite mas decoración y pintura como la historia se ha encargado de demostrar como lo son el estalinismo, el maoísmo, castrismo y ahora el "socialismo del siglo 21".

Solo la clase obrera por medio de su autoorganización y su formación en consejos, hará colapsar el decadente sistema de producción capitalista e iniciar la construcción del comunismo.


Rodrigo.

LECO.

Oct 2010