Perú: Voces proletarias contra la matanza de Bagua

Versión para impresiónEnviar por email

Los compañeros del Núcleo Proletario de Perú nos han enviado una toma de posición denunciando la brutal matanza de indígenas perpetrada por el Estado peruano en un conflicto ligado a la expropiación de tierras de viejas comunidades amazónicas para supuestamente "traer el progreso", implantar explotaciones a gran escala de hipotéticos recursos ubicados en la zona.

Simultáneamente hemos recibido bajo la forma de un comentario en nuestra Web una hoja firmada por Anarquistas de Lima - Jóvenes Proletarios, que contiene igualmente apreciaciones muy valiosas.

Ambas hojas no son una mera toma de posición sino que han sido repartidas activamente en la manifestación que tuvo lugar en Lima el pasado 11 de junio.

Saludamos calurosamente ambas iniciativas. Apreciamos mucho el coraje y el compromiso proletarios que expresan. Ante acontecimientos como la matanza de Bagua es necesario que se hagan oír voces que expresan análisis y perspectivas proletarias en claro contraste con los planteamientos nacionalistas, de capitalismo de Estado, de interclasismo y "ciudadanía", de "lucha por la democracia", que propugnan Ollanta, los sindicatos y todos los adoradores del "socialismo del siglo XXI", el gran timo de Chávez y otros conspicuos .

Con ánimo de desarrollar un debate que nos refuerce a todos quisiéramos realizar dos observaciones tomando como referencia la hoja de los compañeros que firman Anarquistas de Lima.

Dicen los compañeros: «Pero el proletariado en lucha de Bagua sabe muy bien esto, y sobrepasan los juegos democráticos, saben que la mejor defensa es la ofensiva. Su lucha es la nuestra y nos solidarizamos con ella, pues forma parte de la comunidad de lucha mundial contra la bestia capitalista».

Estamos de acuerdo en la necesidad de que el proletariado sea solidario con la lucha de las comunidades indígenas de Bagua, el destino de estos seres humanos es la proletarización, condenados a amontonarse en los suburbios de las grandes ciudades en condiciones espantosas. Estos sectores sociales pueden y deben ser ganados por el proletariado en su lucha emancipadora.

Ahora bien, esto no debe confundirse con la idea de que esos sectores podrían protagonizar una lucha similar a la del proletariado o que todos formarían una masa indiferenciada de proletarios.

Solamente la lucha del proletariado[1] con sus reivindicaciones como clase, con sus métodos de clase, con la perspectiva que encierra, puede ofrecer un porvenir a los demás sectores sociales no explotadores y un marco en el cual pueden y deber integrar sus problemas y sus protestas.

En cambio, si tomamos las cosas al revés, si el punto de partida es una lucha indiferenciada donde el proletariado se diluye en otros sectores sociales, corremos el riesgo de que ni el proletariado sea fuerte ni tampoco esos sectores sociales, es decir, que ambos se debiliten y sean derrotados y aplastados.

Hay otro pasaje que creemos necesario matizar: «Su lucha demuestra una cosa: que resurge y se generaliza la lucha entre clases, que ha escala mundial se hace inocultable y que más temprano que tarde nos tocara tomar parte en el desarrollo de nuestra autoliberación como clase oprimida».

Nos parece vital que los compañeros se inscriban en una perspectiva de lucha de clases a escala mundial y estamos totalmente de acuerdo en que se desarrolla a nivel mundial. Sin embargo, estamos todavía en un estadio inicial, muy embrionario, donde las expresiones de solidaridad, las iniciativas autónomas de nuestra clase, son minoritarias y no alcanzan un grado de masividad y de generalización que les permita hacerse "inocultables". Para que influyamos positivamente en las luchas obreras haciendo propuesta de marcha realizables y que hagan avanzar la conciencia, la solidaridad y el sentimiento común de fuerza, es mejor ser consciente de donde estamos ahora y del largo camino que todavía nos queda por recorrer. Creemos que esa es la forma de avanzar hacia la perspectiva de su Autoliberación como clase oprimida, como muy bien dicen los compañeros.

CCI 16-06-09

¡AHORA O NUNCA!

Compañeros:

La muerte de proletarios en la Amazonía es un claro ejemplo de la destrucción a la que lleva este sistema capitalista. Cada día mueren de hambre, de frío y en la miseria, miles, millones de nuestros compañeros de clase en todo el mundo.

Compañeros, nosotros creamos toda la riqueza de la sociedad, la creamos socialmente, pero sólo unos cuantos se apropian de todo, existe una apropiación privada de la producción social. Y esto lo legaliza el Estado burgués. Nosotros no podemos seguir aguantando y tolerando más la explotación, démonos cuenta que sólo nosotros, las clases explotadas, el proletariado organizado, podrá combatir y luchar por un nuevo sistema. Nosotros debemos decidir qué hacer con lo que producimos, ya no aguantemos más explotación, ya no sigamos a líderes burócratas, organicémonos como clase internacional. Demos lucha a la burguesía con huelgas, paros, hasta tomar el poder para liberarnos.

Se debe acudir a una manifestación no para seguir pasivamente las consignas sindicales sino para discutir entre los trabajadores cómo desarrollar una lucha verdaderamente revolucionaria contra el capitalismo. Los paros, las huelgas, las manifestaciones y las acciones que asumimos (los trabajadores) deben servir para luchar por lo que nos pertenece y manifestar que este sistema caduco no puede satisfacer las necesidades de las grandes masas trabajadoras y sólo puede existir a costa de su explotación. Debemos buscar una organización autónoma fuera de los sindicatos burócratas. Las Asambleas Generales, las luchas que se extienden a otros trabajadores, manifestaciones abiertas donde estudiantes, desempleados, trabajadores de otras ramas puedan participar son las alternativas que debemos seguir.

La muerte en la Amazonía debe servir para darnos cuenta, que la lucha de clases, entre los explotados y explotadores, entre el proletariado y la burguesía está más viva que nunca. Los ricos nunca van a dejar de ser ricos, por más Ollanta, Chávez, Evo Morales que aparezcan; no queremos reformas, queremos revolución, no queremos migajas, queremos todo lo que nos pertenece. Construyamos una revolución de trabajadores en general, estudiantes, oprimidos, del proletariado en su conjunto. Las luchas reivindicativas son un medio para frenar la explotación, pero nuestro fin, debe ser abolirla por completo.

Somos los que creamos todo. ¿Queremos seguir viviendo de rodillas, esperando que llegue un presidente nuevo? ¿Cuándo podremos ser nosotros los que decidamos nuestro destino? Nuestra misión es destruir este sistema, destruir la explotación del hombre por el hombre, y no permitir que nuestro trabajo, sirva para que un burgués se haga rico. El trabajo debe servir para nuestra sociedad y para nosotros mismos. Marchemos compañeros rumbo a la nueva sociedad, tomemos el poder. Organicemos y gestemos el poder proletario.

¡Abajo el sistema capitalista genocida, explotador y opresor!

¡Viva la lucha del proletariado internacional!

Círculo Científico de Análisis Social

"Sociedad y Ciencia" sociedadyciencia@hotmail.com

SIEMPRE NOS HAN DESTILADO MUERTE : ES LA CARA UNIVERSAL DEL CAPITALISMO.

"La violencia no es anónima, tiene nombre y dirección"

B. Brecht

"El Estado llama ley a su violencia y crimen al de los individuos".

Max Stirner

Ayer como hoy la puesta escénica de la represión del Estado y del capital no deslumbra a nadie, y relucen vistosamente a sus anchas.

Y es que las necesidades del capitalismo articulado universalmente, la prepotencia y soberbia de la burguesía y sus aparatos armados ( no es para sorprendernos), irán de tierra en tierra buscando mercados, recursos naturales y humanos, instaurando el terror y sumando nuevos Cadáveres a la larga lista de asesinados a balas, de hambre, en el trabajo, de cansancio, de miedo.

El 5 de junio Bagua fue el lugar "protagónico" de esta ferocidad, y vino a confirmar lo que decimos. Ha sido hoy por hoy uno de los tantos intentos de reapropiación del capital para devastar los recursos forestales valorizando su mercado en prejuicio de los oprimidos que habitan en el.

Pero el proletariado en lucha de Bagua sabe muy bien esto, y sobrepasan los juegos democráticos, saben que la mejor defensa es la ofensiva. Su lucha es la nuestra y nos solidarizamos con ella, pues forma parte de la comunidad de lucha mundial contra la bestia capitalista. Su resistencia a la sumisión es la nuestra y de todos los oprimidos del mundo. Pero si nuestra lucha no contiene un proyecto mayor que supere el orden existente, volverán a cagarse en nuestros hombros y la agudización de la crisis universal del capital nos reventara primero contra nosotros, sin piedad (como siempre) ¿Dudas de ello?.

CAPITALISMO Y HUMANIDAD son antagónicos, y la historia de la lucha de nuestro compañeros contra nuestros enemigos de clase son ejemplos claros y actualmente vivos.

Ya no nos engañamos por todos los oportunistas de siempre que se suben al carro y aprovechan tal situación sobre nuestros muertos, y proclaman su apoyo y representatividad, simplemente persiguiendo intereses burgueses (partidistas, electoreros, dinero).

Los compañeros en Bagua con sus limitaciones dan el coraje para seguir en lucha. Su lucha demuestra una cosa: que resurge y se generaliza la lucha entre clases, que ha escala mundial se hace inocultable y que más temprano que tarde nos tocara tomar parte en el desarrollo de nuestra autoliberación como clase oprimida.

¡CONTRA EL ESTADO Y EL CAPITALISMO!

¡LA EMANCIPACIÓN DE LOS OPRIMIDOS SERÁ OBRA DE LOS OPRIMIDOS MISMOS, O NO SERÁ!

¡POR LA AUTOORGANIZACION Y AUTONOMIA DE LOS OPRIMIDOS EN LUCHA!

Anarquistas de Lima

Jóvenes Proletarios


[1] Nosotros rechazamos la visión restrictiva y parcial del proletariado reducido a únicamente los obreros de las fábricas. El proletariado es una clase social que agrupa capas muy amplias tanto de la ciudad como del campo.