Correspondencia con el BIPR: 17-11-04

Versión para impresiónEnviar por email Carta 17 noviembre de 2004

LA CCI AL BIPR:

Mediante esta carta queremos responder a vuestra carta del 24 de Octubre (enviada el 31 de Octubre). En la medida en que ciertas ideas de esa carta están contenidas en vuestro artículo titulado “Respuesta a una organización en vías de desintegración” no vamos a responder aquí a los argumentos que ya aparecen en un  artículo que estamos preparando en respuesta al vuestro.

Tomamos acta de que rechazáis participar en un tribunal de honor para examinar las calumnias vertidas por la FICCI contra nuestra organización y contra nuestros camaradas. Incluso si vuestra actitud, como hemos insistido, da la espalda a la tradición del movimiento obrero, estáis en vuestro derecho de pensar que no tenéis porqué perder el tiempo en nuestros asuntos “internos” sobre los que estimáis “no tener nada que decir”.

Dicho esto, vosotros afirmáis que la CCI acusa a la FICCI de un robo que ¡para vosotros “nunca existió”!. Lo queráis o no, eso os implica directamente en las “querellas internas” de la CCI y por tanto en las calumnias vertidas por los elementos de la FICCI. Al afirmar públicamente que vuestros contactos con la FICCI  “existen y resisten”, es decir dando vuestro apoyo a la FICCI y a sus calumnias contra nuestra organización, habéis lanzado una declaración de guerra a la CCI. Eso mismo lo atestigua el que desde hace más de un mes aparece en vuestra Web, en tres idiomas, la calumniosa “Declaración” de un individuo que se hace pasar por “Circulo de Comunistas Internacionalistas” (“Declaración” cuyo contenido no tiene nada que ver con el análisis de la situación internacional, mientras que en vuestra carta del 24 de Octubre afirmáis que eso es lo único que os interesa y lo único digno de la “seriedad de una organización que se pretende revolucionaria”).

Mientras que el NCI envía, por correo postal, a todas vuestras secciones su Declaración del 27 de Octubre (en la que se afirma que la Declaración del “Circulo” es una sarta de “mentiras y calumnias vergonzosas contra la CCI”), constatamos que aún no habéis retirado de vuestra Web el texto de ese supuesto “Circulo”.

Además, ya que decís que no os gusta la hipocresía (como afirmáis en vuestro artículo “Respuesta a las estúpidas acusaciones de una organización en vías de desintegración”) nos parece que lo mínimo que debéis decirnos, clara y francamente, es cual es vuestra posición frente a lo que afirma la FICCI en su Boletín nº 28:

“Afirmamos clara y públicamente, ante todo el campo proletario y el proletariado internacional: (...) [los métodos empleados por la CCI] son dignos de operaciones de infiltración ideológica en el plano político, y provocadores y policiales en el plano militante, de agencias ligadas al Estado burgués: francmasoneria, ciertos grupos trotskistas adeptos sistemáticos del entrismo (como los Lambertistas en Francia), infiltración de aventureros y provocadores. La deriva actual de nuestra organización y los métodos que emplea recuerdan a lo que sufrió la oposición trotskista en los años 1930 (evidentemente menos violenta hasta ahora) gangrenada dado sus debilidades políticas por aventureros y elementos turbios, cuando no abiertamente de la policía secreta de Stalin, la GPU”. Todo esto apesta. Apesta a provocación y destrucción”.

¿Creéis, como insiste la FICCI, que la CCI está tomada por agentes del Estado capitalista (la policía o la francmasonería)?

Por nuestro lado pensamos que las relaciones entre los grupos de la Izquierda Comunista deben estar presididas por un mínimo de reglas principiales que proscriban la calumnia y la mentira.

Por eso os instamos a:

1).- publicar inmediatamente (es decir a la recepción de este correo), en vuestra Web, la Declaración del NCI del 27 de Octubre que podéis encontrar en nuestra Web en todos los idiomas correspondientes;

2).- comunicarnos (aunque sea brevemente) vuestra posición sobre las acusaciones antes citadas del Boletín nº 28 de la FICCI (dado que insistís en que vuestras relaciones con la FICCI “existen y resisten”).

A la espera de una respuesta rápida por vuestra parte,

Saludos comunistas.

La CCI.